Hoy te quiero enseñar cuáles son grasas que puedes comer en la dieta keto y cuales no. Las grasas constituyen más del 65% de la dieta cetogénica; pero muchos principiantes cometen el error de suponer que pueden comer cualquier alimento graso siempre y cuando no contenga carbohidratos.

Pero la verdad es que no todas las grasas son iguales.

De hecho, muchas grasas usadas en restaurantes, cadenas de comida rápida y en alimentos procesados en el mercado de alimentos contienen grasas no saludables que pueden hacer más daño que bien a tu salud. 

Afortunadamente, hemos creado una lista extremadamente útil a la que puedes referirte cuando compres alimentos grasos saludables y amigables con la dieta cetogénica.

En este quinto video de nuestro curso de dieta keto saludable, aprenderás todo lo que necesitas para saber la diferencia entre las grasas buenas y las grasas malas.

Recetas Keto Deliciosas, Saludables y Fáciles de Hacer
La mejor Guía de Recetas para una Dieta Keto.

¿Cuáles son las grasas buenas para comer en Keto?

Hay algunos tipos de grasas que deberían constituir la mayoría de sus calorías en el keto

Las fuentes saludables de grasas para comer en el keto incluyen ciertas grasas saturadas, las grasas monoinsaturadas (MUFA) y algunas grasas poliinsaturadas (PUFA).

Aferrarse a los alimentos que contienen las grasas mencionadas anteriormente es la mejor manera de acercarse a su dieta cetogénica al crear su plan de comidas bajas en carbohidratos y altas en grasas. 

Se ha demostrado que las grasas monoinsaturadas mejoran la sensibilidad a la insulina, disminuyen el riesgo de enfermedades cardíacas e incluso reducen la presión arterial.

Las grasas poliinsaturadas deben consumirse con un poco más de precaución. Algunas, como los ácidos grasos Omega-3, son vitales para la salud cerebral y deben formar parte de cualquier dieta saludable. Sin embargo, cuando los PUFAs como el aceite vegetal se calientan u oxidan, pueden formar compuestos dañinos como los radicales libres, que han demostrado aumentar la inflamación en el cuerpo. Esto significa que usted nunca debe usar PUFAs para cocinar, y estas grasas siempre deben comerse frías, y nunca deben comerse si es que están rancias. 

¿Qué beneficios dan las grasas en la Dieta Keto?

Durante décadas nos enseñaron que las grasas saturadas eran malas para la salud; pero nuevas investigaciones sugieren todo lo contrario. 

Las grasas saturadas pueden ser realmente buenas para ti si vienen de una fuente de calidad, y vienen con una gran cantidad de beneficios como:

Funcionamiento más saludable del sistema inmunológico

Aumento de la densidad ósea

Mejor regulación hormonal

Mejores niveles de colesterol bueno o HDL

Grasas que Puedes Comer en la Dieta Keto

Encuentras grasas saturadas saludables en:

Huevos orgánicos

Aceite de coco

Mantequilla ghee

Cortes grasos de carne roja orgánica

Quesos

Aceite MCT (triglicéridos de cadena media)

Las fuentes de grasas monoinsaturadas saludables (MUFA) incluyen:

Aceite de oliva

Aceite de aguacate

Nueces de macadamia

Manteca de cerdo,(contiene un 47.5 de grasa monoinsaturada).

Tocino sin nitratos

Pescados grasos

Semillas de chía

Las grasas poliinsaturadas saludables (PUFAs) incluyen:

Nueces

Semillas de girasol

Almendras

Macadamias

Nueces de Brasil

Nueces de la India

Grasas no aptas en la Dieta Keto

Ahora que conoces las grasas buenas para consumir, vamos a repasar rápidamente las fuentes de grasa que debes evitar.

Las fuentes de grasa poco saludables que se deben evitar incluyen las grasas trans procesadas y los aceites vegetales. De hecho, algunas grasas trans están prohibidas por algunos departamentos de salud como la Administración de Drogas y Alimentos de los Estados Unidos (FDA).

Las grasas trans se utilizan normalmente como un sustituto barato de las grasas saturadas naturales y estables. Esto significa que debes tener mucho cuidado al comprar alimentos empacados que puedan contener grasas trans procesadas. Además, muchos restaurantes de comida rápida utilizan grasas trans procesadas para freír sus alimentos, así que sé cuidadoso con los lugares que frecuentas para comer.

Las investigaciones muestran que las grasas trans procesadas pueden estar relacionadas con enfermedades metabólicas como la obesidad y la diabetes tipo 2, la inflamación, el cáncer y las enfermedades cardíacas.

Los aceites vegetales contienen grandes cantidades de ácidos grasos omega-6, que cuando no se equilibran con suficientes omega-3, pueden tener efectos negativos para la salud, como la inflamación. También se oxidan fácilmente, lo que puede causar la liberación de radicales libres dañinos.

Grasas que no debes comer en una Dieta Keto

Evita consumir estas fuentes de grasa poco saludables:

Aceite de maíz

Aceite de canola

Aceite de colza

Aceite de cártamo

Aceite de soja

Aceite de girasol

Margarina

Manteca vegetal

Ahora que entiendes la diferencia entre las grasas buenas y las grasas malas en la dieta cetogénica, puedes tomar decisiones mucho mejores cuando se trata de planificar tus comidas para la semana. 

Siempre y cuando te atengas a las fuentes naturales de grasa mencionadas anteriormente, comenzarás a experimentar los beneficios de la cetosis sin los efectos potencialmente negativos de las grasas insalubres.

Y si estás haciendo la dieta cetogénica para bajar de peso y perder grasa las cantidades son importantes por lo que debes dirigirte a tu plan Healthy Keto


Para ver cada semana recetas e información de nutrición y fitness suscríbete gratis a mi Canal de Youtube Adrian Yepez Fitness