¿Sabías que existe una Vitamina que te ayudará a bajar de peso, quemar grasa, aumentar musculatura y a mejorar tu salud? 

Existe una vitamina liposoluble que tu cuerpo absorbe y almacena para mantenerse saludable. Esta vitamina es esencial para ayudar la pérdida de peso, regulación de grasa abdominal, desinflamación, aumento de masa muscular, densidad de los huesos, e incluso ayuda a reducir la resistencia a la insulina.

Aquí te enseñaré cómo funciona, cuánta de esta vitamina necesitas para lograr esos beneficios y los alimentos que debes comer para obtenerla.

¿Cuál es la vitamina que ayuda a bajar de peso?

La investigación ha demostrado que esta vitamina ayuda a proteger el sistema inmunológico al protegerlo de infecciones y virus como la influenza. Recientemente se ha descubierto que la sangre y la mayoría de los órganos y tejidos dentro del cuerpo contienen receptores para este nutriente.

Este descubrimiento tiene implicaciones importantes para partes clave de la anatomía humana como el sistema circulatorio y el sistema endocrino. Pero quizás la investigación actual más emocionante sobre este nutriente ha sido en el campo del uso de esta vitamina para la pérdida de peso.

En la Universidad de Minnesota hace dos años, la Dra. Shalamar Sibley, estaba examinando cómo la reducción de calorías podría afectar las vías hormonales. Por una corazonada, decidió probar una variable más: La Vitamina D. 

Su corazonada valió la pena.

Las personas con niveles adecuados de vitamina D al inicio del estudio tendieron a perder más peso que las que tenían niveles bajos, aunque todos redujeron su consumo de calorías por igual. De hecho, incluso un minúsculo aumento en un precursor clave de D causó que los participantes del estudio incineraran media libra adicional de grasa.

El estudio de la Dra. Sibley es sólo la última indicación de que la vitamina D podría ser nuestro aliado en la guerra contra la grasa corporal. 

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es SUPLEMENTO-TAMAÑOS-MEDIO-1030x510.jpg
Suplemento tiroides, ayuda acelerar el metabolismo, quemar grasa, aumento de energía y enfoque mental.

En la última década, ha habido una explosión de investigación sobre la vitamina D. Por ejemplo, un estudio en la Universidad Laval en la ciudad de Quebec encontró que las personas que consumían más vitamina D en la dieta tenían menos grasa abdominal que las personas que comían menos.

¿Cuál es el problema con la Vitamina D para Bajar de Peso? 

Viene de la leche y de la exposición a la luz del sol, ¿verdad? Bueno, en realidad no. O al menos, no lo suficiente. 

Más de un tercio de la población tiene deficiencia de este nutriente, incluso las personas jóvenes y sanas que viven en estados soleados se ven afectadas. Y se cree que alrededor del 50% de la población tienen niveles subóptimos.

La deficiencia de vitamina D es una de las afecciones médicas más comúnmente no reconocidas y esa deficiencia afecta negativamente a cada célula de tu cuerpo, incluyendo las células grasas.

Una de las razones por las que la vitamina D ha pasado desapercibida durante tanto tiempo es porque es más que una simple vitamina: también es una hormona, una que desempeña un papel en una notable variedad de procesos corporales. 

¿Cuáles son los beneficios de la Vitamina para Bajar de Peso?

En los últimos 20 años, se han encontrado receptores D en hasta 40 tejidos diferentes, incluyendo el corazón, el páncreas, los músculos, las células del sistema inmunológico y el cerebro. Así que piensa en la vitamina D como la máquina multitarea de tu cuerpo y que al tener niveles óptimos de ella obtendrás los siguientes beneficios:

Puedes comer menos y sentirte más satisfecho.

Cuando tienes niveles adecuados de vitamina D, tu cuerpo libera más leptina, la hormona que transmite un mensaje de “estamos llenos, deje de comer” a tu cerebro. Por el contrario, menos D significa menos leptina y visitas más frecuentes a la refrigeradora. De hecho, un estudio australiano mostró que las personas que tomaron un desayuno alto en D y calcio (un mineral que trabaja mano a mano con D) disminuyeron su apetito durante las siguientes 24 horas. La deficiencia de vitamina D también se relaciona con la resistencia a la insulina, que lleva al hambre y a comer en exceso.

Almacenarás menos grasa.

Cuando tienes suficiente D en tu torrente sanguíneo, las células grasas disminuyen sus esfuerzos para producir y almacenar grasa. Pero cuando tu D está baja, los niveles de hormona paratiroidea PTH y una segunda hormona, calcitrol, se elevan, y eso es malo: los niveles altos de estas hormonas alientan a tu cuerpo a acumular grasa en lugar de usarla. De hecho, un estudio noruego encontró que los niveles elevados de PTH aumentaban el riesgo de un hombre de tener sobrepeso en un 40 por ciento.

Quemarás más grasa, especialmente la grasa abdominal.

La vitamina D puede ayudarte a perder grasa por todas partes, pero es particularmente útil para la grasa del abdomen. Estudios realizados en la Universidad de Minnesota y la Universidad de Laval encontraron que la vitamina D desencadena la pérdida de peso principalmente en el vientre. Esto sucede, ya que el nutriente puede trabajar con el calcio para reducir la producción de cortisol, la hormona del estrés que hace que almacenes grasa visceral.

Perderás peso y ayudarás a tu corazón.

Uno de los estudios de Michael B. Zemel, director del instituto de nutrición de la Universidad de Tennessee encontró que una dieta alta en lácteos (lo que significa mucho calcio y vitamina D) ayudó a las personas a perder 70 %  más peso que una dieta con el mismo número de calorías pero sin niveles altos de esos nutrientes. Además, un estudio alemán mostró que los altos niveles de vitamina D en realidad aumentaron los beneficios de la pérdida de peso, mejorando los marcadores de riesgo cardiovascular como los triglicéridos.

¿Dónde se encuentra la Vitamina para Bajar de Peso?

Entonces cómo conseguimos esta importantísima vitamina. Basta con salir al sol?

Verás cuando la luz del sol llega a tu piel, la fábrica de vitamina D incorporada en tu cuerpo comienza a funcionar, produciendo una forma del nutriente que dura el doble en tu torrente sanguíneo que cuando lo consumes a través de los alimentos o un suplemento. El problema es que para producir suficiente vitamina D, se necesita estar al sol durante las horas pico de 10 a.m. a 3 p.m. sin protector solar. Además la cantidad de vitamina D derivada de la luz solar que tu cuerpo puede producir depende de tu ubicación. Las personas que viven al norte de linea ecuatorial probablemente obtienen de 10 a 20 por ciento más de vitamina D en abril que en junio. Y en diciembre, la piel de un norteño apenas puede producir Vitamina D. Incluso vivir en una ciudad soleada no es garantía de una D natural adecuada. La contaminación del aire filtra los rayos UVB, por lo que menos de ellos son capaces de llegar a la piel. Esa es una de las razones por las que la gente que vive en Los Ángeles y ciudad de México tiende a ser deficiente a pesar de sus lugares soleados.

¿Puedes tomar Suplementos de la Vitamina para Bajar de Peso?

Así que, ¿los suplementos son la respuesta?

Suplementar es una buena idea. De hecho, el Instituto de Medicina recientemente dio a conocer una nueva recomendación D para alimentos y/o suplementos: 600 unidades internacionales (UI) al día. Pero incluso eso podría no ser suficiente. 

“El Instituto de Medicina es extremadamente cauteloso”, dice el Dr. Andrew Norman, de la Universidad de California. “Sus directrices se basan en lo que considera bueno para la salud de los huesos, pero eso no se refiere a lo que se necesita para beneficiar al sistema inmunológico, páncreas, músculos, corazón y cerebro.” En cambio, Norman argumenta que necesitamos un suplemento de 1,000 a 2,000 UI más una dieta rica en vitamina D. Resulta que este punto de vista es compartido por un grupo de expertos en hormonas, ya que La Sociedad Endocrina publicó recientemente una recomendación revisada de 1.500 a 2.000 UI al día para una buena salud.

Sin embargo, incluso esa elevada recomendación es sólo un punto de partida. Si tienes sobrepeso (es decir, si tu índice de masa corporal, o IMC, es mayor de 25), probablemente necesites más D. La grasa corporal atrapa la vitamina, impidiendo que se utilice en tu cuerpo. Y cuanto más pesado eres, más D queda atrapada y menos está disponible en tu torrente sanguíneo. 

De acuerdo con el Dr. Holick, las personas obesas (aquellas con IMC superiores a 30) requieren de dos a cinco veces más vitamina D que las personas delgadas, una dosis que debe ser monitoreada por un médico, por supuesto. Es menos claro cuánta vitamina D necesitas si tienes sobrepeso pero no eres obeso, pero entre 2,000 y 4,000 UI es una apuesta segura, dice el Dr. Holick.

El otro problema con tratar de ingerir todo esa vitamina D de un puñado de pastillas es que no cosecharás el 100% los beneficios de la pérdida de grasa, ya que las fuentes dietéticas de esta vitamina generalmente contienen nutrientes complementarios que también contribuyen a la pérdida de peso.

Recetas deliciosas y fáciles de hacer para que disfrutes tu camino hacia tu meta fit.


Alimentos con Vitaminas que Ayudan a Bajar de Peso

Una buena alternativa es preparar una comida como esta que te aporta más de 1,400 ui más una gran variedad de nutrientes complementarios.

Salmón salvaje a la parrilla, 900 UI

Unta ligeramente los filetes de 6 onzas con aceite de oliva y espolvoréelos con sal y pimienta. Asarlos con la piel hacia abajo durante unos 5 minutos; luego voltearlos y asarlos hasta que la carne se desmenuce al pinchar el centro con un tenedor, de 3 a 5 minutos más.

Salsa de yogurt griego, 30 UI

Sirve el salmón con esta salsa rápida de yogurt. Mezcle 1 taza de yogurt natural enriquecido con vitamina D con medio pepino (rallado), 1 cucharada de jugo de limón, 2 cucharaditas de eneldo fresco picado, 1 diente de ajo picado y sal y pimienta al gusto.

Cebolla y champiñones glaseados con balsámico, 400 IU

No encontrarás mucha vitamina D en la mayoría de los vegetales, excepto los hongos de Monterey, una marca de hongos especiales que han estado expuestos a la luz UVB. Úsalos en este lado fácil: En una bandeja para hornear, mezcle 3 onzas de champiñones rebanados y ½ taza de cebollas rebanadas con aceite de oliva y vinagre balsámico de buena calidad. Ase a 350°F hasta que los hongos estén ligeramente dorados y glaseados, aproximadamente 40 minutos, revolviendo ocasionalmente. Revuelva con perejil picado.

Y para el postre…

Batido de bayas, 120 IU

En una licuadora, haz puré un puñado de bayas con una taza de yogur fortificado con D o kéfir. Vierte en un tazón; cubre con más bayas y agrega canela, que funciona junto con la D para ayudar a controlar la respuesta del azúcar en la sangre y la insulina.

Si te gusto esta receta y quieres aprender a preparar más recetas nutritivas y ricas que te ayuden a adelgazar descarga mi libro Yo Fit.

La mejor fuente de vitamina D, la encuentras en los pescados como el lenguado, sin embargo las variedades grasas, como el salmón y la caballa, contienen hasta cuatro veces más vitamina D que el pescado magro. Es más, estas opciones oleosas también ofrecen niveles más altos de ácidos grasos omega-3 y los omega-3 actúan en conjunto con la vitamina D para promover la pérdida de peso e inhibir el crecimiento de las células cancerosas. 

Adicionalmente puedes Elegir productos lácteos fortificados con D. Algunas marcas de yogur están fortificadas con hasta un 30 por ciento del valor diario por porción de 6 onzas, mientras que otras no están fortificadas en absoluto.

Al igual que el pescado graso, los huevos contienen omega-3 y proteínas, así como vitamina D. No es de extrañar que comer un huevo en el desayuno mientras se reducen las calorías pueda mejorar la pérdida de peso en un 65 por ciento y reducir el apetito a lo largo del día, según dos estudios de la Universidad de San Luis.

¿Cómo saber si eres deficiente de Vitamina D?

Si cualquiera de las siguientes situaciones te describe, podrías tener deficiencia de vitamina D.

Pasar de 30 Años

Si pasas los 30 años de edad poco a poco le resultará más difícil a tu piel hacer vitamina D. En un estudio de la Universidad de Boston, el 36 por ciento de los hombres y mujeres menores de 30 años tenían deficiencia de D al final del invierno. Esa tasa aumentó a 42 por ciento para las personas mayores de 50 años.

Eres una persona de piel oscura.

El pigmento de melanina en tu piel actúa como un protector solar natural, ayudando a bloquear los rayos UVB. Cuanto más oscura sea tu piel, mayor será tu FPS natural y mayor será la cantidad de luz solar que tu piel necesita para producir vitamina D.

Tu índice de masa corporal está por encima de 30.

Ser obeso aumenta tus necesidades de vitamina D de dos a cinco veces. Si no sabes cual es tu indice de masa corporal puedes usar la calculadora corporal.

Para estar seguro de que tus niveles de Vitamina D son óptimos, pídele a tu médico que te haga una prueba de 25-hidroxivitamina D. Si fichas por encima de 40 nanogramos por mililitro estás bien.


Para ver cada semana recetas e información de nutrición y fitness suscríbete gratis a mi Canal de Youtube Adrian Yepez Fitness